Voluntariado en residencia de mayores

 Una persona usuaria de Aspadeza expresó su deseo de realizar actividades de voluntariado con personas mayores. A su petición se sumaron 5 personas más. A raíz de esta necesidad expresada se puso en marcha el proyecto de “Voluntariado con mayores” en marzo de 2016.

 

  • Objetivos:
    • Desarrollar los objetivos personales de las personas con discapacidad intelectual.
    • Mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad intelectual a través del cumplimiento de sus metas personales.
    • Capacitar a las personas con discapacidad intelectual en la atención al colectivo de personas mayores.
    • Integrar a las personas con discapacidad  en la comunidad.
    • Mostrar a la sociedad las capacidades y habilidades de las personas con discapacidad.
    • Aportar cariño, alegría, compañía, apoyo… a las personas mayores.

 

 

  • Metodología:
  1. Creación de un grupo de 6 personas con discapacidad intelectual interesadas en realizar voluntariado con personas mayores. 
  2. Firma de convenio de colaboración con la Residencia de Mayores “Nosa Señora das Dores” de Lalín.
  3. Impartición a las 6 personas con discapacidad de una formación teórico-práctica sobre lo que implica ser voluntario, las características y necesidades de las personas mayores, el funcionamiento de una residencia de mayores, las funciones que desarrollarán como voluntarios, así como sus derechos y obligaciones.
  4. Incorporación a su puesto como voluntarios de la residencia durante 2 horas  a la semana, acompañados durante el primer mes por la educadora social de Aspadeza.
  5. Aprendizaje de las tareas que deberán desempeñar como voluntarios de la Residencia: poner la mesa en comedor, apoyo en tareas de cocina, hacer camas, apoyo en actividades lúdicas, acompañamiento de las personas mayores, llevar sillas de ruedas, manejar la grúa en movilizaciones, dar de comer a las personas mayores…
  6. Adaptación completa al entorno y las tareas, las personas con discapacidad acuden solas a su labor como voluntarias todas las semanas.
  • Resultados:
    • 5 de las 6 personas que iniciaron su labor como voluntarias en 2016 siguen haciéndolo a día de hoy. 1 persona nueva se incorporó en 2018.
    • Sentimiento de utilidad por parte de las personas con discapacidad.
    • Adquisición de compromiso, responsabilidad, autoestima, habilidades sociales, destrezas nuevas…
    • Las personas mayores están altamente satisfechas con la labor de los voluntarios.
    • Inclusión en la comunidad.
    • Inclusión en un equipo de trabajo y un entorno “normalizado”.
    • Visibilización de las capacidades de las personas con discapacidad.
valoración: 
0
No votes yet
País donde se desarrolla la idea: 
España

Compartir esta Idea